3 conceptos para crear tu historia

ilustración de hilos

3 conceptos para crear tu historia

Autor: Patricia Castro

¿Qué necesito para empezar una historia? según Jerry Jenkins y Abbie Emmons, así como cualquier storyteller, un relato comienza con definir ¿cuál es el mensaje? ¿que queremos comunicar? ¿por qué quiero contar esta historia? con mensaje no me refiero a una moraleja o una lección ética a como nos hacen pensar en secundaria, si no, a identificar las estructuras narrativas, que serán el hilo conductor entre la audiencia y el camino creado por el autor. 

Las estructuras narrativas definen las motivaciones, conflictos internos y externos de los personajes, así como la lógica que sigue el mundo creado para la historia. Algunas teorías del storytelling categorizan los elementos de las historias en: tema, trama y argumento, las cuales resumidas en una línea sería: 

Tema: si es una historia de amor, venganza, dolor…

Trama: Conflictos externos de los personajes, los hechos se pueden plantear en orden cronológico o atemporalmente. 

Argumento: conflictos internos de los personajes, se plantea en orden cronológico

Como guía rápida así podrían definirse cada concepto, pero yo he entendido de estos términos de la siguiente manera, ahora mi explicación de como tejer una historia.

dibujo de hilos

Paso 1: Selecciona el material para tejer tu historia (trama)

Si alguno ha tejido, bordado o hecho algún arte manual que se relacione a hilos, sabrá que hay de distintos tipos y cada uno deja un acabado distinto, algunos son naturales, otros sintéticos, brillosos, pelusientos, de distintos colores, etc. De la misma forma las temáticas ya se han hecho. 

Ya hemos visto en películas, libros, marcas desarrollarse bajo un eje, ya sea romántico, de vengaza, tristeza, etc. El tema no es algo que se crea, si no un elemento que se combina entre las diferentes opciones para desarrollar un producto acorde a nuestros objetivo. Así como el hilo nos toca escoger cuál utilizar para nuestro proyecto. 

Sus variantes, forman parte de arquetipos e identificarlos funciona como una brújula durante el proceso de producción pues se ve con mucha más claridad patrones en técnica y desarrollo.

dibujo de manos tejiendo

Paso 2: Qué materiales extras necesito para que mi historia tenga forma. (argumento)

Digamos que decidí tejer un peluche con un hilo crochet, para darle forma necesito rellenarlo con algodón o espuma. El argumento es esto, son los conflictos internos de los personaje. 

Suele responder a cuestionamientos como ¿qué? y ¿por qué? permitiendo hacer sentir nuestra historia más real, pues el objetivo es crear lazos afectivos entre el receptor y el contenido desarrollado por el emisor. 

Así como el relleno de nuestro peluche esta información no es para visualización de la audiencia, no obstante sin ella el relato queda vacío. 

dibujo de peluches tejidos

Paso 3: Empaquetar el peluche. (trama)

Ya tenemos el peluche relleno con algodón y el tejido cerrado, ahora queda definir se llevará algún otro accesoria, la caja o bolsa donde será empaquetado para su entrega. En este caso la trama es la forma en la que el argumento se desarrolló para llegar la visualización de la audiencia. 

Si el argumento son los conflictos internos, la trama son los conflictos externos que vive el personaje, es decir el contexto de desarrollo, este suele responder a las preguntas ¿cómo? y ¿cuándo? dentro de la historia. Varios autores más experimentados juegan con las líneas de tiempo y los estilos, obligándonos a tener una libreta para mantener pista de la narración. 

La trama es el término que desarrolla los momentos que nos ponen al borde del asiento son esos actos que nos mueven, pero que sin argumento solo son emociones de momento fácil de olvidar. 

Para finalizar, estos conceptos no son visibles en las historias, así como la ortografía que aprendemos sus reglas para escribir mejor y darnos a entender globalmente, conocer los términos es dar un paso a una preocupación menos durante la producción del relato, pues la atención se fija en responder estas preguntas y cuando hay bloqueos identificar de dónde provienen. 

Adicionalmente, el tema, el argumento y la trama, son palabras no solo aplicables si nuestro proyecto es fantasía, también puede usarse en áreas de mercadeo, desarrollo de marca o cualquier otra disciplina que utilize storytelling.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *